Diario Red
Menu
Menu
Diario Red

Ada Colau y Yolanda Díaz durante un foro del Club Vanguardia — Lorena Sopêna / Europa Press

Colau amenaza con dejar a Podemos sin dinero si no obedece a Díaz: «debe cumplir, o no tendrá retorno en materia económica»

Además, ha afirmado que ella no quiere ser ministra a pesar de la «presión ambiental» que la estaría empujando a dar ese paso


Esta mañana, la ex alcaldesa de Barcelona y líder de los Comunes, Ada Colau, ha intervenido en el programa Cafè d’Idees de Ràdio de RTVE y ha sido generosa en titulares.

Por un lado, ha afirmado que ella no quiere ser ministra a pesar de la «presión ambiental» que la estaría empujando a dar ese paso. «Yo puedo estar apoyando sin necesidad de ser ministra», ha afirmado Colau en la entrevista, dejando abierta la puerta a que sea otra persona de los Comunes la que funcione como la cuota catalana de Sumar en el gobierno.

Como es habitual en el discurso de los Comunes, la ex alcaldesa ha disparado también contra los partidos independentistas asegurando que lograr la amnistía es «muchísimo» y que es un error darla por hecho.

Buena parte de la entrevista la ha dedicado, no obstante, a presionar a Jaume Collboni para que acepte un acuerdo de gobierno entre el PSC, ERC y los Comunes. Refiriéndose a la posición actual del alcalde socialista, Colau ha dicho que «Jaume Collboni, o tiene un empacho de poder o está preparando el terreno para un pacto con Junts» y que «ha perdido el mundo de vista, no se puede gobernar Barcelona solo con 10 concejales».

Pero quizás las palabras más duras las ha dedicado a Podemos a quienes ha amenazado explícitamente con retirarles la financiación si no obedecen las directrices de Yolanda Díaz. «Podemos ha firmado un acuerdo con Sumar para ir juntos a las elecciones y debe cumplir, o no tendrá retorno en materia económica», ha afirmado.


Madrid –

Compartir

Editorial

  • Sánchez, Ferreras y ‘la máquina del fango’

    La entrevista de ayer con Ferreras es el cierre del asunto. Es el apretón de manos con el jefe de los mafiosos que garantiza su impunidad. Una terrible noticia no solamente para la salud del debilitado sistema democrático español sino también para el conjunto de la profesión periodística