Diario Red
Menu
Menu
Diario Red

Gustavo Petro recibiendo a Roger Waters, diciembre 2023 — RTVC / YouTube

Así Mark Ruffalo, Roger Waters y los campesinos impulsaron a Gustavo Petro como líder mundial, aunque le duela a la oposición

El Presidente expuso—en la cumbre COP28— un portafolio de 34 mil millones de dólares en inversiones para el país que serán usados para luchar contra la crisis climática


Aunque el gobierno del presidente Gustavo Petro hizo en la COP28 un trabajo sesudo, transparente y valiente, como algunos lo han denominado, la oposición sigue luchando contra corriente para “demostrar” que Colombia terminará en las ruinas porque seguramente en 20 años no seguiremos con el negocio extractivista y estaremos inmersos en las energías “limpias”, turismo sostenible, agricultura, entre otros. Como es costumbre mencionar en mis escritos, lo anterior es impulsado igualmente por los medios de comunicación tradicionales.

Sin embargo, los colombianos que se informan con espacios alternativos —como Canal Red— entendieron que con Petro se vivió un momento histórico en DubaiEl Presidente expuso un portafolio de 34 mil millones de dólares en inversiones para el país que serán usados para luchar contra la crisis climática, por ejemplo, USD$8 mil millones se destinarán a la protección de ecosistemas y USD$4 mil millones para turismo de naturaleza. De igual forma consiguió 40 millones de dólares de los Emiratos Árabes Unidos para construir en la Guajira un hospital de alta tecnología, esto sin tener que entregar el páramo de Santurbán a los árabes para que exploten oro como ocurría antaño.

Petro manifestó que en estos momentos están trabajando para no firmar nuevos contratos de exploración petrolera; una apuesta audaz. Por eso de inmediato llamó la atención internacional y más cuando nos convertimos en los primeros de Latinoamérica en unirnos al bloque de países que exigen que se firme un tratado de no proliferación de combustibles fósiles, a pesar que Colombia hoy en día vive de esos productos. Lo que muchos economistas de extrema derecha, políticos y hasta “empresarios” no ven, es que desde el punto de vista monetario lo que está haciendo el jefe de Estado es una jugada adelantada a su tiempo. El país no aporta significativamente a las emisiones de CO2 del mundo, pero ese no es el meollo del asunto, ya que las potencias que son las chimeneas del planeta van a cambiar sus economías, parques automotores, entre otros, en poco tiempo y más rápido que países como el nuestro. Nosotros debemos empezar la transición energética mucho antes y a alta velocidad debido a las restringidas capacidades tecnológicas, sociales y gubernamentales que tenemos. Si no lo hacemos, ahí sí se jodería el país a largo plazo porque este negocio tan rentable se va a acabar.

Ahora bien, todo lo anterior llevó a que el Presidente sea catalogado como un líder mundial, algo que la oposición de extrema derecha ve como un disparate al punto de desplegar una estrategia mediática internacional para atacar sistemáticamente a Petro. ¡Pero no han tenido frutos!

Resulta que recientemente el famoso actor estadounidense Mark Ruffalo habló ante su vitrina de más de 8 millones de seguidores en X sobre el increíble trabajo de Gustavo en la COP28. Aunque anteriormente era admirado por el uribismo por su papel como Hulk, después de esto fue víctima de insultos.

“Querido Gustavo Petro y Susana Muhamad, su reciente postura en la COP28 contra las grandes petroleras es impresionante. Espero que la gente de Colombia pueda celebrar que, gracias a su liderazgo, son la primera gran economía de América Latina en unirse a la iniciativa innovadora de un tratado internacional para detener la perforación de combustibles fósiles”, indicó el artista. También aplaudió que el primer mandatario buscara detener la “explotación petrolera en el Amazonas”.

Pero el reconocimiento mundial no se queda ahí, hace unos días el cantante británico de Pink Floyd, Roger Waters, en pleno concierto en Bogotá ante miles de personas envió un mensaje de felicitación al presidente por su lucha a favor de los Derechos Humanos porque también es de los pocos líderes que se le han parado fuerte a Estados Unidos y a la comunidad internacional por el genocidio que se está cometiendo contra los palestinos financiado con dinero de los contribuyentes. Posteriormente fue invitado a la Casa de Nariño a un encuentro personal con Petro. Se tomaron la foto, firmó una guitarra, envió un mensaje a la vicepresidenta Francia Márquez y habló sobre Colombia. Todo un acontecimiento.

No obstante, ese apoyo no se queda en celebridades sino que empieza por el mismo pueblo. Hace unos días mientras se entregaba a los campesinos 167 hectáreas de tierras que eran de Pablo Escobar en Turbana, Bolívar, los beneficiarios gritaban “Petro, amigo, el pueblo está contigo”. Estas comunidades duraron los cuatro años del gobierno anterior de Iván Duque luchando para poder trabajar en dichos terrenos y que no terminaran en manos de multinacionales como quería el expresidente. Hoy lo lograron gracias a este Gobierno de la mano del presidente de la Sociedad de Activos Especiales, Daniel Rojas.

Una de las prácticas insulsas de la oposición es llevar a 2, 3, 5 o 10 personas a un estadio para gritar “fuera Petro” y sacar videos que difunden los medios. En estos días intentaron hacerlo mientras jugaba el Junior de Barranquilla y la misma gente los detuvo exigiéndoles que ahí no iban a gritar eso. Dichas personas no tuvieron más remedio que callarse. Petro respondió indicando que donde está el verdadero pueblo esas arengas no pueden impulsarse.

Líder mundial o no, la oposición mediática está en decadencia toda vez que recientemente salió la encuesta de Opinómetro donde se establece que el jefe de Estado subió 10 puntos de popularidad y, por ende, bajó 10 % de imagen desfavorable. Esto de un momento a otro.


Madrid –

Nada de esto sería posible sin tu ayuda

Y únete a nuestros canales de Telegram y Whatsapp para recibir las últimas noticias

Compartir

Editorial

  • La guerra no es un fenómeno meteorológico

    Aunque la propaganda bélica sea aplastante e incesante, las personas decentes, demócratas y pacifistas tenemos la obligación de alzar la voz y decir alto y claro que por supuesto que el gobierno de España tiene en su mano la posibilidad de reducir el gasto militar