Diario Red
Menu
Menu
Diario Red
fundación Madrina

RTVE entrevista a la fundación ultracatólica Madrina para hablar de infancia vulnerable en conflictos armados

El canal de noticias 24 horas de la televisión pública, da voz a una entidad contraria al aborto y vinculada a la extrema derecha 


Con ocasión de una campaña solidaria con la infancia durante la temporada invernal, tanto en España como en diferentes zonas de conflicto, la Fundación Madrina ha sido entrevistada por el canal de noticias 24 horas de RTVE durante sus informaciones del fin de semana.

En la entrevista, el representante de la organización ultracatólica ha hablado de la situación de riesgo ante las bajas temperaturas que sufren los niños y niñas en Ucrania y en “Tierra Santa” (refiriéndose a Palestina) y ha aprovechado para enumerar las labores de su Fundación, gracias al altavoz, nada desdeñable, que le proporciona la televisión pública estatal a través de su canal de informativos.

Cabría preguntarse por qué, de todas las entidades que trabajan con infancia en situación de vulnerabilidad en zonas de conflicto o en el propio estado español, RTVE ha decidido dar voz a Madrina, una entidad que arrastra no pocas polémicas. La Fundación, cuya labor se define como de “Promoción, ayuda y dignificación de la mujer y la infancia” ha sido señalada en múltiples ocasiones por su posicionamiento contra los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres y contra lo que considera “ideología de género”, ubicándose ideológicamente muy próxima al lobby ultraconservador al que pertenecen organizaciones como Hazte Oír, figuras como Tamara Falcó o partidos como Vox. Este último tiene entre sus miembros acérrimos defensores de la organización como Rocío Monasterio o Javier Ortega Smith, que defendió su labor en el Ayuntamiento de Madrid cuando se votaba en el Pleno retirar las subvenciones públicas a la ONG por formar parte de movimientos provida contrarios a la legislación vigente, algunos de ellos, responsables de acciones de intimidación y acoso a las mujeres que querían ejercer su derecho a la interrupción voluntaria del embarazo. Lejos de negarlo, Madrina mantiene y defiende este posicionamiento -pese a la naturaleza “aconfesional” de sus estatutos- con declaraciones como las que definían la reforma de la Ley del Aborto de 2022 llevada a cabo desde el Ministerio de Igualdad como “un atentado contra el “mayor interés del menor” manipulando y usando la salud pública” y afirmando que Cuando el Estado se entromete en el seno de la familia, y vulnera y agrede los derechos de los menores, la sociedad esta a punto de quebrar.

Esta Fundación ha crecido en visibilidad y presencia gracias a la financiación pública que recibe desde las Administraciones Públicas, y que permite que gestione fondos públicos para la intervención social con personas vulnerables, especialmente mujeres, pese a que varias extrabajadoras y usuarias han señalado su mala gestión e irregularidades varias a lo largo de la última década. No obstante, su relevancia ha sido fruto también de la visibilidad que le brinda la derecha mediática y también las televisiones públicas que, durante la pandemia, permitieron que Madrina se alzara como “voz” de las llamadas “colas del hambre”, en detrimento de las redes vecinales y de solidaridad popular implantadas en los barrios y que llegaron incluso a recabar reconocimientos a nivel europeo, como Somos Tribu, en el barrio madrileño de Vallecas.


Madrid –

Nada de esto sería posible sin tu ayuda

Y únete a nuestros canales de Telegram y Whatsapp para recibir las últimas noticias

Compartir

Editorial

  • ¿Se debe dar voz a los que justifican un genocidio?

    Un embajador de un país que está llevando a cabo un genocidio lo que va a hacer ante todas y cada una de las preguntas de la periodista es justificar los crímenes contra la humanidad que está perpetrando su gobierno