ABC legitima a mercenarios españoles en Israel mediante el «purplewashing» de una soldado

El diario conservador utiliza las técnicas de la propaganda sionista ensalzando a mujeres combatientes en las fuerzas armadas israelíes, esta vez,  una soldado hispano-israelí


El diario ABC ha vuelto a hacer de sus páginas un espacio de lucimiento y elogio a las Fuerzas Armadas de Israel, (IDF) esta vez, con un cuidado reportaje sobre una estructura de combate,  la “sargento Alba”, una mujer de 23 años que lucha actualmente con el ejército israelí. La soldado española de raíces judías acudió a unirse a las IDF en 2021 mediante un programa de captación de combatientes extranjeros, el ‘Garin Tzabar’.  Tal y como lo describe la web del gobierno, este programa, —presentado entre amables fotos de jóvenes ataviadas con banderas y uniformes, sonrientes y divertidas, casi como si de una Beca Erasmus se tratase—, consiste en atraer a “judíos e hijos de israelíes en edades entre los 18 y 23 años, que viven en el extranjero y optar por regresar o mudarse a Israel para cumplir el servicio completo en Tzáhal (nombre en hebreo de las Fuerzas Armadas de Israel)”. Está dirigido con el apoyo del Ministerio de Aliá y de Integración —cuya web está meticulosamente traducida en varios idiomas, incluído el castellano— y la colaboración del Movimiento Kibutziano, del Kibutz Religioso o del Ministerio de Defensa entre otros.. Al llegar a Israel, «el grupo es adoptado por una comunidad israelí, ciudad o kibutz, que rápidamente se convierte en su nuevo hogar durante todo su servicio militar». En esa comunidad, según explican sus promotores, “le brindan calidez y apoyo desde su llegada al país, pasando por el servicio militar hasta que son dados de baja e incluso después”.

Llama la atención el profuso uso de imágenes de mujeres muy jóvenes para publicitar este tipo de programas, en línea con muchas de las comunicaciones oficiales del ejército israelí. Y es que Israel lleva años valiéndose del uso de mujeres y de una supuesta “igualdad de género” como un valor de sus Fuerzas Armadas en la guerra de propaganda contra Palestina. Este fenómeno, definido en inglés como “purplewashing”, que podría traducirse como “teñir o legitimar a través del morado”, ha sido ampliamente denunciado por colectivos y voces feministas que han denunciado la manipulación y el uso de discursos de “empoderamiento” femenino y de mujeres jóvenes militarizadas por Israel como mecanismo para legitimar el genocidio en Palestina.

En el caso de ABC, esta pieza cumple todas las premisas de la propaganda pseudofeminista de Israel, —como ya hiciera recientemente la Vanguardia— presentando con tono positivo el trabajo de la soldado y su motivación militar y política para alistarse y dando una imagen amable de las IDF israelíes y de su “misión” en Palestina: «El Ejército también brinda apoyo económico, psicológico…», afirma Alba. No obstante, también subraya las duras condiciones de entrenamiento militar a la que se ha sometido: «en mi vida me hubiese imaginado conducir una tanqueta o disparar armas. ¿Cuántas chicas en el mundo pueden decir que han hecho todo lo que he hecho yo?».

Como denuncian colectivos como Decolonize Palestine, esta estrategia de propaganda y captación militar tiene un doble objetivo: legitimar a Israel mientras, en contraste, se demoniza Oriente Medio y sus comunidades y se invisibiliza a las mujeres árabes. Como señala este colectivo, “una de las incorporaciones más recientes y exitosas al «purplewashing» de Israel ha sido Gal Gadot, (Wonder Woman) siendo ella misma una exsoldado de las Fuerzas de Defensa de Israel (IDF), que expresó su apoyo al ejército israelí mientras este perpetraba miles de asesinatos en su asalto a Gaza en 2014, y contribuyó a difundir la idea racista e infundada de que los palestinos utilizan a sus niños y mujeres como escudos humanos. Gadot continúa siendo hoy una de las principales propagandistas de las IDF desde la industria del cine de ficción en Estados Unidos. Así, Israel se presentaría como un “refugio liberal” y se invisibilizan problemáticas internas como las agresiones sexuales en el ejército israelí.


Madrid –

Nada de esto sería posible sin tu ayuda

Y únete a nuestros canales de Telegram y Whatsapp para recibir las últimas noticias

Compartir

Editorial

  • Hacerle crecer los enanos a Pedro Sánchez

    Intentar producir —mediante un contumaz bombardeo mediático— el levantamiento de los liderazgos territoriales y de sus cuadros medios contra el líder estatal es una operación que nos resulta enormemente familiar