Diario Red
Menu
Menu
Diario Red

Vicky Rosell: “Cuando ven que una persona resiste y es fuerte, van a por su familia y su entorno”

La magistrada, víctima también de ‘lawfare’, analiza en El Tablero el papel del poder judicial, mediático y político en estas persecuciones y cómo atajar este problema democrático


“Personalmente no merece la pena, el coste de hacer políticas progresistas es evidente”. Así se refería la magistrada Vicky Rosell respecto al ‘lawfare’ después de conocerse la noticia de Pedro Sánchez y su posible dimisión tras la denuncia de Manos Limpias sobre su mujer, Begoña Gómez.

Pese a esto, la magistrada pone sobre la mesa otros casos de ‘lawfare’ anteriores que no han sido señalados por el presidente. “Entiendo perfectamente el reproche de no haber sido empático en ocasiones anteriores”, asegura Rosell.

Precisamente sobre la figura del presidente señala la importancia de que actúe para frenar estas persecuciones políticas, mediáticas y judiciales. “Cuando estás en un cargo de tan alta responsabilidad, la cuestión es qué hacemos una vez detectado y sufrido en carnes propias”, afirma la jueza.

En cuanto a qué medidas tomar, Rosell apunta al acuerdo de coalición para la legislatura del 2020 al 2024, en el que se trataba cuestiones tanto sobre el Consejo General del Poder Judicial como la reforma al ingreso a la carrera judicial. Medidas que la magistrada dice que “ahora es importante poner sobre la mesa”.

Preguntada por Laura Arroyo sobre su confianza en la justicia, luego de ser víctima de ‘lawfare’, Rosell contestaba: “La cuestión, más allá de lo personal, es si esta democracia tiene sistemas de controles válidos también para cuando quien hace oposición extraparlamentaria no son solo los poderes económicos y mediáticos, sino también el poder judicial”.

Y en relación con esto, enfatiza en la idea de tomar medidas ya que “de un caso no se puede generalizar o hacer categorías, pero si se puede aprender si tenemos sistemas de control” porque, tal y como recordaba, su caso “podría haber funcionado”.

Y es que Vicky Rosell sufrió en primera persona el acoso mediático, judicial y político durante años. Desde 2025, el exjuez Salvador Alba, ha conspirado contra ella después de que el exministro de Industria, José Manuel Soria, denunciara a la magistrada por prevaricación y cohecho para favorecer a Carlos Sosa, marido de Rosell, en una causa que la jueza instruía contra un empresario con el que Sosa tenía negocios.

Sobre esta persecución, Rosell ha afirmado que se trataba de un juez que “manipulaba pruebas y acusaciones” y era apoyado “por un ministro corrupto”. Ahora, el juez Alba cumple condena en la cárcel por la persecución que llevo a cabo contra la magistrada.

Vicky Rosell explica sobre su caso que “realmente el Tribunal Supremo llegó a admitir la querella cuando era diputada, yo dimito, y cuando se demuestra que todo era falso no se recupera el escaño”. Sin embargo, Rosell añade que también “tendría que haber estado fuera de la carrera judicial porque me habrían suspendido”. Esto mismo lo califica como una “muerte civil”, que es “lo persigue todo crimen organizado cuando ven que una persona resiste y es fuerte, va a por su familia y su entorno”.

A esto, Rosell agrega: “Mi gran pecado fue presentarme como un perfil de derechos humanos y contra la corrupción como nº1 independiente por Podemos, en una circunscripción electoral en la que dominaba el PP y un ministro corrupto”, señalando que por ello era “una pieza a abatir”.

Y el objetivo de toda esto era una recompensa como profesional dentro del poder judicial. “El objetivo de Salvador Alba era que lo premiaran con puesto judicial, se presentaba a vocal del CGPJ y le había dicho a su entorno que iba a ser vocal e incluso que iba a ser portavoz”, asegura Rosell.

Respecto a esto último, la magistrada sentencia: “Si en la judicatura se premia tomar algunas decisiones, ya sea archivar causas o magnificar otras que no tienen nada, con un puesto de relevancia en el gobierno del poder judicial, tenemos un problema, se llame Alba o de cualquier otra manera”.

Rosell también se ha pronunciado sobre el papel de los medios, de los cuales los nombra como “una de las patas fundamentales de las políticas mediáticas y con un apoyo judicial contra la democracia”.

Como solución, contra los casos de ‘lawfare’, subraya que se debe de “afrontar pactos y cuestiones con valentía y decisión”.

Por un lado, respecto a los medios, advierte que “hay que establecer algún medio para luchar contra la posverdad, que son mentiras y una gran manipulación opinión pública en contra de las instituciones democráticas”.

Por otro lado, sobre el poder judicial, reclama establecer garantías para el poder judicial bajo dos puntos: primero, que la justicia “se parezca a la ciudadanía a la que debe servir”; y segundo, “que su sistema de gestión y disciplinario no propugne y garantice que no vuelva a suceder este tipo de corrupciones”, de las que califica como “hipertrofia de la judicialización de la vida política y de la democracia”.

Rosell ha querido recordar cómo durante estos años se han tomado medidas que se han entrometido en el poder judicial. “Hemos asistido a decisiones, incluyendo al Tribunal Constitucional, que han suspendido decisiones de las dos cámaras legislativas, decisiones que han alterado los resultados de las elecciones”, apunta la magistrada.

A su vez, también recuerda como las anteriores medidas no fueron suficientes. “Cuando se reformó en la legislatura anterior las funciones del CGPJ, una vez caducado y secuestrado por el PP y saben ellos porque, se planteó no solo limitar las funciones, sino también el modo de elección y establecer una mayoría idéntica a la que nombra al presidente del Gobierno”. Pero esto no se llevó a cabo, ya que “el PSOE la rechazó y creo que fue un error”.

Ante esto, Vicky Rosell remarca que para aplacar este problema “hay que rehabilitar democráticamente las instituciones antes de que gane este movimiento profundamente antidemocrático”.


Puedes ver el episodio completo de El Tablero por Canal Red aquí:

Madrid –

Nada de esto sería posible sin tu ayuda

Y únete a nuestros canales de Telegram y Whatsapp para recibir las últimas noticias

Compartir

Editorial

  • Sánchez, Ferreras y ‘la máquina del fango’

    La entrevista de ayer con Ferreras es el cierre del asunto. Es el apretón de manos con el jefe de los mafiosos que garantiza su impunidad. Una terrible noticia no solamente para la salud del debilitado sistema democrático español sino también para el conjunto de la profesión periodística